fbpx

Muchas veces, cuando queremos perder grasa, solemos buscar ese entrenamiento o ese protocolo complejo que nos de el mejor resultado. Y por supuesto que la actividad física de alta intensidad es importante, pero nos olvidamos de otra herramienta que todos tenemos a nuestro alcance y que nos puede ayudar enormemente a perder grasa sin prácticamente esfuerzo.


Esa herramienta se llama caminar.

Como hemos visto, le damos mucha importancia al entrenamiento y a la alimentación (que por supuesto son básicas) pero nos olvidamos del movimiento diario. Este movimiento va mucho más allá del entrenamiento. Mucha gente se considera activa por realizar 1 hora de entrenamiento en el gimnasio, sin embargo pasa la mayoría del día de una forma sedentaria, y es que no podemos paliar 10 horas de estar sentado con 1 hora de entrenamiento. La falta de movimiento es la principal carencia de nuestra sociedad actual. Hemos modificado nuestro entorno para cada vez tener que movernos menos, desde comida con simplemente abrir la nevera, o desplazarnos a cualquier lugar sentados en un coche. Por ejemplo, antiguamente, teníamos que caminar km en busca de alimento, ahora tenemos acceso a alimentos a unos pocos pasos (según la distancia entre el sofá y la cocina).

El caminar más a lo largo del día, nos permite aumentar nuestro gasto calórico sin necesidad de modificar ninguna otra variable. Quizás, esos pequeños hábitos de caminar y movernos más puedan marcar la diferencia.


Con esto tampoco quiero decir que sea necesario meterse caminatas cada día, pero implementar pequeños hábitos que veremos más adelante para movernos más pueden ser claves para conseguir nuestros objetivos. Y de hecho, esos pequeños gestos y hábitos, no nos requieren prácticamente esfuerzo.

Se recomienda como norma general unos 10.000 pasos diarios. Para ello, podemos utilizar algún smartwatch o pulsera de actividad que nos de un aproximado de los pasos diarios que realizamos, también la mayoría de smartphones cuentan con esta funcionalidad. Medir esto y marcarse ese objetivo, puede ser clave para, de cierta manera, obligarnos a movernos más y caminar durante el día. Y por consiguiente, ser más activos de forma general.

¿PORQUÉ DEBERÍAS CAMINAR MÁS?

CONSEJOS PARA CAMINAR MÁS

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER